fbpx

Datos de obras en construcción: de información inútil a data con valor

datos de obras en construcción
Por Fernán Guzmán (Colombia)

La historia de Wahhu.com empezó hace 4 años, siendo consultor en procesos de servicio al cliente de una constructora, que en ese momento estaba en el puesto 7 en ventas en Colombia. Entonces, entendí el valor verdadero de los datos de obras en construcción. 

Esta constructora tenía problemas con las entregas y las posventas: el cliente encontraba muchos defectos cuando recibía el apartamento. Ello a pesar de que la empresa tenía un proceso muy rigoroso de inspección previo a la entrega de cada inmueble. Eran apartamentos de 98m2 que se revisaban cada detalle minuciosamente, en unos formatos que el director del Sistema de Gestión de Calidad había implementado. 

Datos de obras en construcción inútiles 

Fernán Guzmán

En aquella obra, de cada apartamento se revisaban cerca de 260 elementos. Pero hay que anotar que era un proyecto de ¡480 apartamentos! Las dos personas que hacían las revisiones, registraban en promedio 80 detalles en cada apartamento. Al final esa información se la enviaban en una foto a los contratistas para que resolvieran. Teníamos muchos datos para trabajar.  

Solo había un problema, que todavía hoy vemos que es común en muchas constructoras en Latinoamérica: toda la información de las inspecciones termina en carpetas y en archivos, sean digitales o impresos, a los que se le da poco uso. Ese día salí de la oficina del director de obra con 15 carpetas, 1.000 hojas de papel. 

Me senté en casa pensando que esto era información muy valiosa, para, por ejemplo, predecir qué elementos fallarán más comúnmente, o qué contratistas son los que más problemas generan.  

Esta es quizá la forma más sencilla de explicar qué es el Big Data y Machine Learning aplicados al sector de construcción: cómo usar los datos como aprendizaje para futuros proyectos (y etapas) y poder predecir, antes de que ocurran, posibles fallas en el proceso constructivo. Cuando reunimos suficientes datos, con tecnologías como la app Wahhu, es que podemos generar un conocimiento que es de utilidad para mejorar los procesos constructivos y facilitar la postventa de los proyectos inmobiliarios. 

Cuando los datos de obras en construcción cobran valor 

Estamos convencidos que todas las inspecciones deberían servir para dos cosas: primero, para conocer qué actividades ya cumplen con los criterios de calidad exigidos. Imaginaba que con la constructora que mencionaba anteriormente, pudiéramos decirle a la dirección o al equipo de ventas, el porcentaje de actividades que ya estaban listas en un apartamento, o saber cuántas cocinas de todo el edificio ya estaban listas. ¿Se imaginan poder tener toda esa información al alcance de un click? 

Segundo, creemos que las inspecciones sin interacción con los contratistas son totalmente inútiles. No poder saber qué pendientes tiene cada uno de ellos, en tiempo real, es una gran pérdida de tiempo y de esfuerzo. De hecho, esas inspecciones deben mostrar cuáles son los contratistas que más defectos generan, quiénes son los que más se demoran en arreglar los defectos, e inclusive, saber quiénes son los que más afectan el desempeño normal de la obra.  

Hemos visto que con el uso de la tecnología que proponemos, los ingenieros y residentes pueden llegar al momento de entrega, con menos imperfecciones. Estamos hablando de 90% menos imperfecciones, pues los datos recogidos y procesados en las inspecciones en tiempo real permiten ir solventando los problemas a tiempo. Ello también significa un ahorro de 20% del tiempo administrativo de ingenieros y residentes, que antes dedicaban a revisar o preparar informes, ahora toda la información está disponible en la aplicación. Más un ahorro de 30% del tiempo del contratista al momento de resolver los pendientes. 

Todo esto incide en la satisfacción del cliente final de los proyectos inmobiliarios. Hemos podido medir que el tiempo de respuesta en postventa se reduce en 40%, con lo cual la percepción de satisfacción del cliente ha aumentado en 35%. Solo con el uso de tecnología es posible mejorar los procesos y lograr un cliente final más contento con el producto inmobiliario que compra. 

En síntesis 

Empezar a darle valor a los datos en obras en construcción, es el primer paso en la transformación digital del sector. Entender que estos datos pueden ser clave para mejorar la productividad y la sostenibilidad de las empresas, es el paradigma que tenemos como objetivo. Por otro lado, educar tecnológicamente a ingenieros y arquitectos, que entiendan el valor de la tecnología y los datos como un activo intangible, tan valioso como los equipos y los materiales de construcción. 

Nuestra invitación a las empresas constructoras y desarrolladoras es a explorar las tecnologías que existen en el mercado, que les permita convertir los datos de obras en construcción, en decisiones que mejoren el negocio. Y, por supuesto, que la experiencia de los propietarios sea mucho más satisfactoria. 

Fernán Guzmán (Colombia)

Head of Bussiness Development and Strategic – Wahhu. Ingeniero Industrial con formación en Innovación. Emprendedor en servicios y tecnología. Más de 12 años de experiencia en consultoría en estrategia y difusión de nueva tecnología. Ha asesorado más de 20 empresas del sector de construcción y RealEstate, en Colombia, Panamá y República Dominicana, en el área de servicio al cliente y comunicaciones.

Un espacio de conocimiento, contenidos de alto valor, novedades, networking y  mucho más para los empresarios, profesionales, proveedores, inversores e instituciones de la industria del Real Estate. 

Idioma

EN PT ES